Columna de ROMINA PAILLAO

biotecnóloga de profesión, estudiante del Magíster en Gestión y Emprendimiento tecnológico de la Universidad Adolfo Ibáñez. Associate CRA en IQVIA.


OPORTUNIDAD E INNOVACIÓN EN TIEMPOS DE PANDEMIA

La pandemia del Covid-19 será recordada como una época en la historia, en donde no sólo hubo una fuerte crisis económica y de salud a nivel mundial, sino también como uno de los tiempos de la humanidad en donde la innovación y la digitalización, influyeron principalmente en áreas como el cuidado de la salud y los procesos de fabricación.


Hasta hace un tiempo, generar una vacuna se demoraba alrededor de unos 10-15 años. Actualmente, diversas empresas farmacéuticas y laboratorios cuentan con posibles vacunas para poder combatir el virus. Lo que genera la pregunta, ¿ Cómo es posible que hayan realizado una vacuna en tan poco tiempo?


A diferencia de otras vacunas que se han desarrollado para combatir distintas enfermedades, ésta contó con varios factores a su favor:


- Colaboración científica : Científicos y científicas de todo el mundo trabajaron en conjunto para poder descifrar el virus, entender su comportamiento y la respuesta inmune necesaria para neutralizarlo.


- Financiamiento : Uno de los principales problemas para desarrollar nuevas terapias, es el financiamiento y el gran nivel de inversión que se necesita para lanzar un producto al mercado. En este caso, al ser una crisis a nivel mundial, el financiamiento no fue un problema.


- Voluntarios : Otra dificultad para lanzar medicamentos y productos al mercado, tiene que ver con el desarrollo clínico, en donde se realizan diversas pruebas y análisis. Personas de todo el mundo, fueron voluntarias en las distintas fases de los estudios clínicos.


Pero no son sólo las farmacéuticas fueron quienes innovaron en sus procesos. La pandemia permitió que varias startups , empresas emergentes y de base tecnológica, propusieran nuevas soluciones como por ejemplo: El desarrollo de ventiladores de bajo costo, aplicaciones en celulares que hacen seguimiento a los pacientes con síntomas, mascarillas con distintos materiales, como el cobre, entre otros.


Es así, como una crisis, se convierte en una oportunidad, que permite buscar soluciones nuevas y creativas, permitiendo innovar tanto en procesos como productos, mejorando la calidad de vida de todos.


La pandemia nos deja como enseñanza que la colaboración y el trabajo en conjunto de diferentes áreas como: Científicos(as), personal de la salud, emprendedores, gobiernos de distintos países, entre otros actores, permite trabajar de una manera mucho más rápida y eficiente.