Columna de ROMINA CID

Ingeniera certificada como European Energy Manager, diplomada en políticas públicas en sustentabilidad y energía; actualmente cursando MBA de alta dirección. Socia en  Grupo Moris. Gestión de la energía/ Sustentabilidad/ Industrias creativas.



INSPIRACIÓN

¿Por qué es importante inspirarse entre mujeres?, porque nos empoderamos y vivimos desde ese minuto como tal.

Nosotras, mujeres, una vez empoderadas, nunca abandonamos el propósito.

-entiéndase para esta columna como propósito, el lograr las mismas oportunidades entre hombres y mujeres-


Entonces, ¿Qué es la inspiración?, para mí es un estímulo que se siente como un CLIC en cualquier momento, es inmediato, se mantiene dentro de mis pensamientos y me da soporte en mis acciones diarias, logro robustecer la toma decisiones y desear cambios significativos dentro de mi vida personal y profesional.


¿Cuál es el valor de una inspiración?, te hace entender que puedes lograr lo que desees e incluso cambiarte la vida, ratificar que puedes confiar en otras mujeres y en definitiva lograr crear un círculo virtuoso.


Es por aquello que una correcta visibilización (paritaria) cobra un rol determinante, al ser una efectiva manera de inspirar y es responsabilidad de los organizadores de eventos, como de aquellas personas que aceptan la invitación, velar por que el mensaje tenga la representatividad de género. Una mujer con espacios visibles para su historia profesional y personal vale por cientos de empoderamientos futuros de hombres y mujeres.


En 2015 me inspiró mi ex jefatura, alta ejecutiva y directora de empresas, que día a día y con paciencia me abrió los ojos sobre el valor de disfrutar la vida (algo muy simple en palabras), de entender que descansar es positivo, que el trabajo es solo trabajo y que la vida es siempre una sonrisa; tuve que caer al abismo para hoy darme cuenta del valor de sus palabras. Lo que ella hizo por mí se puede reflejar en la frase: mujeres que sostienen a mujeres.


El 2019 viajé a la ciudad de Valdivia para dar una charla en energía y mujer, habían mas de 100 personas y 80 al menos eran estudiantes de educación media, dentro de la exposición compartí hitos de mi historia de vida, como el ser madre joven, ir a la universidad, criar y trabajar viviendo independiente, el valor del estudio y perseverancia para lograr llegar a posicionarse en sectores masculinizados como lo es del de energía. Levanté una pregunta si conocían a emprendedoras mujeres en energía, dijeron que no y a emprendedoras en otra área, dijeron que tampoco, sin embargo, al personalizar las preguntas las alumnas fueron dejando aparecer historias de sus madres y abuelas, una de ellas con lágrimas en sus ojos, indicó que su mayor orgullo era su abuela quien trabajaba como tejedora y que ella quería estudiar energía para “instalar paneles solares” y calentar el agua fría que provocaba dolor en sus manos de su abuela; y luego más de 6 alumnas a viva voz indicaron que estudiarían lo mismo. ¿Qué pasó?, Entre ellas se inspiraron y de seguro cambiaran sus vidas.


Hoy me inspiran grupos de amigas y compañeras de trabajo, como las cinco maravillosas mujeres del grupo denominado “Ricas y Famosas”, de hecho y como anécdota, no recuerdo cómo se armó ese grupo ni como llegué a ser parte, sin embargo, hoy nos tenemos y cada una de sus historias de emprendimiento me hicieron CLIC, en temas tan variados como E-commerce, acústica marina, microalgas, bio-hidrógeno y negocios.


Otro grupo que me inspira es el “Mujeres Energía Latam”, somos más de 70 mujeres allí, de diversos países, donde aprendo técnicamente de energías renovables y del cómo enfrentar situaciones sociolaborales de machismo.


También me inspiran las mujeres del grupo CWEEL Chile (incluyo a las de #hidrógenoxmujeres), maravillosas por sí solas y potentes como ningunas en el colectivo, son generadoras de hitos. Acá me detengo, siento y escribo, que tremendo hito inspirador logró el equipo de CWEEL Chile, convocaron a más de 600 interesados, 300 inscritos y más de 100 mujeres capacitadas en hidrógeno, de manera gratuita, online y por primera vez en Chile.


El curso de #hidrógenoxmujeres logró en un solo CLIC inspirar a más de 300 personas de 9 países y me sorprendió escuchar a una mujer desde Alemania indicando que allá era de madrugada y sin importar la hora quería aprender de otras mujeres; recuerdo a un joven conectado desde Singapur que estaba con lápiz y cuaderno estudiando en vivo y en directo; la participación de un padre orgulloso de su hija ingeniera la cual quería trabajar en energía y estaban juntos estudiando y por sobre todo, recuerdo la cuarta clase donde luego de 4 horas continuas llegando a ser las 23.00hrs contábamos con 220 personas conectadas escuchando las historias de 5 mujeres con proyectos de hidrógeno en Chile.


Y tú, ¿te inspiraste?. Súmate y visibiliza a otras mujeres, ¡coméntanos tu CLIC!, levántate cuando veas paneles sin mujeres presentes, ya que, en conclusión, si no nos conocemos no nos inspiramos ni cambiamos vidas.