Columna de EULALIA LATORRE

Médico cirujano de la Universidad de la República en Montevideo, Uruguay. Posee revalidación de su título en Chile como médico cirujano. Es miembro de American Society for Laser Medicine & Surgery,Inc (ASLMS). Master en Medicina Antienvejecimiento y Longevidad Universidad de Barcelona. Doctora en Medicina, egresada de la Universidad de la República (Uruguay), está especializada en Clínica Estética y Reparadora avalada por AMA (Asociación Médica Argentina). Cuenta con formación y certificación en laserterapia ASLMS (American Society for Laser Medicine & Surgery, Estados Unidos).


LOS CAMBIOS QUE ENFRENTAMOS LAS MUJERES DURANTE LA VIDA

Beneficios de la Terapia de Reemplazo Hormonal (TRH) en la Menopausia


En ésta etapa de la vida, menopausia dado los ajustes desequilibrios hormonales, se producen dopa y serotonina, cambios corporales, redistribución corporal de masa magra y masa grasa, cambios a nivel del eje hipotálamo hipofisario y del metabolismo fosfocálcico. El desequilibrio que provocan las hormonas en el paciente es tan importante que tiene una repercusión en la esfera psicológica. En general las hormonas comienzan a disminuir después de los 25 años y los síntomas del desequilibrio hormonal se presentan con frecuencia alrededor de los 35 años. Tanto hombres como mujeres comienzan a reemplazar sus hormonas entre los 35 y 45 años. El envejecimiento produce disminución de estrógenos/progesterona en la mujer.


No existen afirmaciones del todo concluyentes acerca de que la terapia de reemplazo hormonal con hormonas bioidénticas sean más seguras o más eficaces que las versiones sintéticas comúnmente utilizadas en la terapia de reemplazo hormonal. Sin embargo la práctica clínica y estudios avalan su uso en la práctica clínica. Muchos países si abordan este tema con un enfoque integral y también desde la medicina orthomolecular/antienvejecimiento con formulaciones las cuales incluyen las hormonas bioidénticas, combinadas con suplementación (aminoácidos, minerales, fitoterapia, etc.). El fin, es brindarle al paciente el mejor tratamiento posible, y así tener una mejor calidad de vida, llegando a la senectud de la mejor manera.

Terapia de hormonas bioidénticas a medida: ¿por qué es tan popular a pesar del daño potencial? El caso contra el uso rutinario.


El amplio rechazo de la terapia hormonal convencional después de la publicación inicial de la Iniciativa de Salud de la Mujer (WHI) condujo al uso injustificado de hormonas bioidénticas compuestas a medida. En los EE. UU se convirtió en una industria de fabricantes de medicamentos no regulados disfrazada, sin el control adecuado y haciendo declaraciones falsas y anuncios engañosos. La calidad de fabricación no está garantizada. Se ha producido un daño inespecífico por la composición a gran escala, como las muertes por productos infectados y la insuficiencia renal en etapa terminal más el carcinoma debido a la confusión entre diferentes hierbas chinas. Los estrógenos orales aumentan los eventos de ictus tromboembólico e isquémico, incluso más cuando se toma una sobredosis; estos riesgos excesivos pueden evitarse mediante la administración no oral, fácilmente accesible en la terapia de reemplazo compuesta por encargo mediante la administración de estradiol a través de diversas vías (de las cuales la mejor documentada es la transdérmica). La TRH con hormonas bioidénticas es una herramienta útil y efectiva a la hora de tratar a las mujeres en la menopausia. Son más seguras y producen menos oxidación que las sintéticas.


Mujeres con niveles de testosterona dentro del rango de referencia (percentiles borderline-bajos) pueden beneficiarse con seguridad con la suplementación de testosterona, si el tratamiento está asociado con hormona femenina y las dosis se mantienen bajas. La testosterona también es una hormona para las mujeres.


El reemplazo con testosterona trabaja lentamente. Los primeros cambios usualmente son emocionales, sexuales y aparecen durante el segundo, tercero y cuarto mes de tratamiento. Se puede potenciar la producción de testosterona combinando con alimentos pro-testosterona (dieta paleolítica).


El tratamiento desde la medicina orthomolecular, por medio de la fitoterapia coadyuva a la TRH, de manera muy positiva.


La Dieta Paleolítica sería la mejor opción en la etapa de la menopausia. Puede aumentar los niveles de testosterona libre, la fracción de testosterona más biodisponible.