Columna de EULALIA LATORRE

Médico cirujano de la Universidad de la República en Montevideo, Uruguay. Posee revalidación de su título en Chile como médico cirujano, y cuentan más de seis años de experiencia en medicina estética. Es miembro de American Society for Laser Medicine & Surgery,Inc (ASLMS). Master en Medicina Antienvejecimiento y Longevidad Universidad de Barcelona. Doctora en Medicina, egresada de la Universidad de la República (Uruguay), está especializada en Clínica Estética y Reparadora avalada por AMA (Asociación Médica Argentina). Cuenta con formación y certificación en laserterapia ASLMS (American Society for Laser Medicine & Surgery, Estados Unidos).



MELATONINA: ¿POR QUÉ ES IMPORTANTE PENSAR EN ELLA?


El reloj circadiano es una de las funciones biológicas indispensables para los organismos vivos y actúa como un regulador multifactorial que ajusta el sistema homeostático que incluye la vigilia-sueño, secreciones hormonales y otras varias funciones del organismo. Estos forman parte de una adaptación al entorno que es fundamental para la supervivencia de las especies.


Seguimos confinados, limitados en el desplazamiento, en nuestra vida diaria sin poder conectarnos con la naturaleza. Esta pandemia han generado cambios conductuales, estamos trabajando y tratando de sobrellevar éstos momentos de la mejor manera, sin embargo nos estresamos y angustiamos. Las jornadas laborales “home office” son extensas aún más que antes, pueden pasar horas o días sin salir de nuestro hogar, ya que se trabaja y vive en él.


Nuestro sistema ha tenido un deterioro, debido al estrés crónico al cual ha estado sometido por más de un año. Los sistemas van desgastándose con el tiempo, los neurotransmisores se desgastan y las hormonas comienzan a tener ciclos disruptivos. Podemos tener síntomas de agotamiento. Entran en escena entonces la irritabilidad, el insomnio, el cansancio mental, la depresión y la ansiedad. Tanto el exceso como la deficiencia de una hormona puede alterar nuestro eje y dar alteraciones, veamos ésta hormona tan importante para nuestra vida.


La melatonina es una hormona del cuerpo que juega un papel importante en el sueño descubierta en 1958. Sintetizada a partir de un aminoácido esencial, el triptofano. Se produce principalmente por la glándula pineal. La producción y liberación de ella en el cerebro está relacionada con la hora del día (de noche, su pico 3am), es decir que aumenta cuando está oscuro y disminuye cuando hay luz. La producción de melatonina disminuye con la edad. La misma puede encontrarse en bacteria/plantas/semillas de mostaza/ algas /sangre. Todos producimos melatonina, la necesitamos para vivir .


Destacaremos algunas de las funciones de la melatonina:

  • Facilita la propensión al sueño, regulando el ritmo circadiano

  • Actúa sobre las funciones retinianas

  • Facilita la liberación de radicales libres

  • Colabora en el control del crecimiento tumoral/Mejora el tratamiento anti cáncer

  • Tiene papel en la protección ósea

  • Regula la inmunidad

  • Tiene acción reguladora en la tensión arterial

  • Puede modificar la acción de los neurotransmisores del sistema nervioso

  • Antioxidante

La deficiencia de ella podría producir:

  • Trastorno del ciclo sueño/vigilia (despertares, sueño no reparador). El sueño disruptivo puede comenzar en la infancia.

  • Disminución de la atención/perdida de la memoria

  • Trastornos del humor (ansiedad/ataques de pánico/ depresión/irritabilidad)

  • Tensión muscular, especialmente a la noche

  • Disfunción cognitiva y trastornos metabólicos

  • Pérdida de memoria, exacerbación en personas con disfunción cognitiva /Enfermedad Alzheimer

  • Envejecimiento prematuro, pérdida de cabello, ictus

  • Enfermedades: neurológicas, oculares, cardiovasculares, diabetes e Intestino irritable

  • Mayor riesgo de Sobrepeso/Obesidad

  • Exacerba síntomas en pacientes con Fibromialgias

  • Personas con adicciones al alcohol y tabaco tendrían menores niveles de melatonina. El café disminuye los niveles de melatonina (60 tazas año) produce una reducción del 20% de glándula pineal, menor volumen de la glándula se traduce en dificultad para conciliar el sueño.

Para mejorar los niveles de melatonina es necesario

  • Aumentar la exposición a la luz del día, aumentando el contraste día/noche

  • Pasar tiempo afuera durante la mañana, (entre las 10am-2pm). La exposición a la luz puede duplicar los niveles de Melatonina en adultos mayores.

  • Relajarse de noche (Mindfulness/yoga)

  • Maximizar la oscuridad a la noche (habitaciones oscuras), usar blackout, uso de antifaz si así lo requiere y persianas buscando la oscuridad extrema, la habitación oscura aumenta de un 50 -200% la producción de melatonina.

Evitar:

  • Bebidas cafeinadas (café,cola, té)

  • Tabaco/Alcohol

  • Actividades estresantes

  • Dormir cerca de dispositivos eléctricos/electrónicos. Los campos electromagnéticos, generan los ciclos disruptivos circadianos de producción de melatonina En esta nueva era tecnológica, han surgido los mosquiteros 5G, y hoteles libres de radiación, con ayuno digital, los cuales disminuyen la exposición a campos electromagnéticos.


La melatonina se regula con otras hormonas (cortisol, testosterona, etc.) éstas últimas tienen altos niveles de día, por ello la importancia de tener vida activa diurna. La melatonina calma las hormonas que nos despiertan. Si no tenemos suficiente hormona, entonces esas hormonas, como el cortisol nos llevan al máximo y es ahí dónde comenzamos a sentirnos mal, por ejemplo, comenzamos con trastornos del humor, ansiedad e irritabilidad.


Existen exámenes para dosificar la melatonina (melatonina salival y su metabolito 6 sulfatoxy- melatonina en orina de 24 hs) lamentablemente no contamos con dichos exámenes aquí.


Lo ideal es suplementar con melatonina sublingual, la dosis requerida es individualizada, tanto en adultos como en niños, ya sea para prevención o bien cuando ya existen patologías. Es importante no automedicarse ya que existe sobredosis por dicha hormona, causando: excitación, insomnio, problemas, tiroideos, sudoración y aumento de la frecuencia cardíaca entre otros síntomas.